Frío

por Greg Boscole

Me encuentro parado sobre la nieve, esta llega hasta mis tobillos, tengo mi chamarra usual, pero bajo ella tengo un traje negro.

Miro a al rededor de mi y veo que estoy rodeado por paredes naturales de piedra blanca, en medio de esta “abitacion” hay un pequeño lago y sobre el hay un pequeño puente de piedra.

Todo esta cubierto por la nieve que cae.

Sacudo la nieve que se acumulo en mis hombros y camino hacia el lago, el agua era un azul que te decía que estaba realmente fría, pero no hice caso de ello y metí mi mato al agua sacando un poco con la palma de mi mano.

El agua estaba fría, pero ese frío no era el que esperaba, un frío insoportable, era un frió del que se disfruta incluso cuando es una temporada de invierno.

Rápido me vino a la mente una ocasión en la que salí a la calle como a eso de las 2:50 a.m. estaba lloviznando, pero yo había salido sin un suéter. Esperaba morirme del frío mientras caminaba por esas obscuras calles, pero para mi sorpresa era ese mismo frío que el de mi mente, un frío agradable.

A ese azul me refiero.